La voz de nuestros ancestros

Ancestros (wara wara)

Esta semana entramos en un tiempo especial y mágico… un tiempo donde la línea que separa lo visible de lo invisible se hace muy fino, esta semana la vida y el universo nos dan una maravillosa oportunidad, tanto para quienes estamos en este lado de la realidad como para quienes habitan en el otro lado.

Dicen las abuelas, que estamos entrando al tiempo de encuentro con nuestros ancestros, que hay que prepararse, hay que recordar… porque estamos en un tiempo de encuentros y de sanación a todos los niveles, también con quienes se marcharon años atrás… a la otra vida.

Este es un tiempo que nos permite reconciliarnos,  recordar y honrar su memoria, su vida, sus enseñanzas, sus actos… ya en el otro plano no importa nada de esto, solo importa el amor que tengamos y eso es muchísimo más de lo que podemos imaginar.

Las formas de honrar a nuestros ancestros son innumerables y en realidad no importa de que forma se haga, lo importante es que lo tomemos en cuenta. Que sepamos que hay un día donde podemos casi sentir su presencia, recibirlos en nuestra casa, en nuestro hogar y en nuestro corazón, que es la oportunidad de despedirse, o de dar el perdón necesario para cerrar capítulos en paz.

Dicen las abuelas, que esta semana del 1 y 2 de noviembre, los espíritus grandes y pequeños de nuestros muertitos, los AJAYUS de nuestros ancestros, vienen haciendo largos viajes, muy largos.. desde lo alto de las montañas.. desde el Wiñay Marka que es la ciudad eterna…  y que ese viaje no es fácil, no es sencillo, porque a veces no saben si serán recibidos o recordados.

Ellos, no vienen trayendo temor, ni miedo, ni culpa, su regalo es el amor profundo de la Gran Madre y del Gran Padre… hijos como nosotros del Gran Espíritu de Wiñay Jakiri…. vienen a reconciliarse con nosotros, a recordarnos que en realidad la muerte no es más que una ilusión, que un otro estado de conciencia… vienen y nosotros vamos a su encuentro.

No importa de dónde seamos, ni cual sea nuestra tradición o si creemos o no en una religión, en realidad no importa, sin embargo si nuestro corazón así lo dice, una forma muy sencilla es buscar un lugarcito en nuestra casa en la parte donde sale el sol y poner una velita, un vasito de agua y un trocito de pan… dicen las abuelas que esta ofrenda, es una forma de agradecimiento y reconciliación.

Mucho amor, luz y paz para todos… y a las almitas…BIENVENIDAS!!!… bienvenidas todos los Ajayus… Grandes y Pequeños… Bienvenida madrecita mia de los cielos… Abuelita querida de mi corazón… Abuelitos que no conocí… Prima hermosa que te fuiste pronto… hijito mio que no naciste… y almitas que dieron este gran paso… GRACIAS POR TRAER TANTO AMOR!!!!

Jallalla!!!

Neila Marquina .:Wara Wara:.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s