Luna Creciente de Abril

Luna en creciente en primavera…
” Tiempo para dedicarnos a nosotras mismas, a mimar nuestros brotes tiernos, abrir delicadamente nuestras flores… a mimar nuestros proyectos, nuestros sueños, a dejarlos expresarse en el universo.
Tiempo de creatividad, de escribir los sueños, de ponerles color, de pintar la vida, redecorar nuestra cueva, limpiar las telarañas, abrir ventanas y que entre el tiempo fresquito que aviva todo…
Tiempo de regar nuestras plantitas, nuestras hierbitas, de tener paciencia con las malas hierbas pues también tienen su lugar.
Tiempo de vaciar armarios, de renovar nuestra ropa y sacar nuestros vestidos, ahuyentar las polillas de la pereza y activarnos con ese amor que nuestra madrecita sagrada nos regala en Primavera…
Tiempo mágico de llamar a nuestras hermanas… de abrir el corazón y decir lo siento, perdón, gracias, te amo… sin miedo a amar.
Tiempo Sagrado Femenino para ritualizar nuestros inicios… y un día más abrir los brazos al cielo… allí donde está nuestro padre sagradísimo Tata Inti y decir desde el corazón: Gracias papá sol… gracias por iluminar la tierra… gracias por despertarnos con tu luz que es nuestra luz… gracias por darnos el calor que abriga el alma… Gracias por enseñarnos a ser como tu, gracias Tata Inti… gracias por esta primavera….
Tiempo de luna creciente en primavera… Jallalla !!!

Warawara

lunacrecienteArte: La luna Creciente de Annelie Solis (www.anneliesolis.com)

Luna Nueva de Marzo

“Lunita nueva tiempo para descansar, meditar en nuestros proyectos, sembrar nuestro mes con sueños e ideas y permitirnos alejarnos un poquito del mundo para ver hacia adentro con ojos de buho… para mirar nuestro interior desnudo y limpiar los estantes de nuestra casita de magas… tiempo sagrado de ir hacia adentro y honrarnos a nosotras mismas y nuestro silencio…. ” Warawara.

Luna nueva de marzo, 2017
Arte: “Luna Nueva” por Camille Chew.

new-moon-b1l-prints

Luna llena de Marzo: luna de la sacerdotisa

Hay lunas llenas muy amorosas, que nos embriagan con su magia y su luz, otras nos remueven desde las entrañas y su luz enjuaga las lágrimas que caen de nuestros ojos.

Hay lunas llenas comunitarias y llenas de alegría, pero también las hay lunitas solitarias, lejos de la tribu y del hogar…

Esta luna de marzo, es una luna singular… y mi corazón me dice que es la luna de las mujeres sabias, la luna de las sacerdotisas, la luna de las wilumis, de las mujeres-medicina que despiertan y también de las que duermen.

Es la luna femenina, de  las mujeres que hemos emprendido un camino de despertar espiritual,  de sanación profunda y de consciencia.

Es la luna de las mujeres valientes y sagradas, que no se agarran a slogans feministas, sino que son femeninas, aman a sus hombres, a sus hijos, a sus ancestros y sanan su linaje.

Es la luna de las sabias mujeres, que saben ser hermanas sin despeinarse y despeinadas, de las que son madres cuando y donde haga falta, de las que saben hacerse abuelas cuando es necesario, de las que son hijas perfectas de la madre tierra y se entregan a su camino, sin dudar de sus propios pasos.

Es la luna, de las mujeres sabias y profundas, que guardan en el invierno de su corazón sus dolores y a pesar de ellos nos muestran su sonrisa cuando les contamos nuestras penas, porque ven más allá de si mismas, porque aman profundamente.

Esta luna, es la luna llena de las mujeres que eligen cuando nacer y cuando partir, de las que saben renovar sus alas las veces que sean necesarias, hasta el preciso momento en que se abren los portales del cielo, del Hanajpacha, donde habitan los seres de luz para iluminarse completas e iluminarnos con su presencia ya invisible.

Es la luna de las sabias Contadoras de Lunas, sacerdotisas auténticas que mes tras mes, nos dan su mensaje, nos recuerdan que debemos seguir adelante, con fe, con amor, iluminando nuestras oscuridades para brillar un poquito más, sin rendirnos, mirando atrás sólo para aprender… amando la vida y amando a quienes nos rodean a cada instante.

Esta luna de marzo, es la luna de mi hermana del alma, la luna sagrada de mi kullakita, Naijani… por siempre…

10365871_679273988814025_7528283032756083613_n

 

 

Luna llena de noviembre: Luna del Alce Negro

Faltan poquitos días… exactamente siete para que la luna nuevamente nos regale todo su esplendor… esta vez estará más cerca de nuestra Pachamamita, y la sentiremos muy fuerte en nuestros corazones. Desde la Sabiduría Ancestral Amawtica, celebramos la luna del Amor que se expande, la luna del Amor Universal, la luna del Alce Negro.

En mi corazón, esta luna también es la luna de los Ancestros, de esos ancianos que viven en las estrellas, seres que han partido de antiguas edades, seres con los que un día compartimos en otros tiempos y otras épocas, en mi senti-pensar, esta luna nos unifica, teje con su luz un puente que nos permite sentirnos cerca… así siento yo a mi maestro Black Elk – Alce Negro o mejor dicho: Hehaka Sapa.

Es cierto que soy andina, más que eso soy amawtica, y en el amawtismo se reconoce a los maestros de todas las sabidurías, pues lo más importante es la esencia que llevamos dentro, el K’amasa, y esa esencia reconoce esencias, así este sabio Hehaka Sapa, este Amawta desde mi visión, es también mi ancestro y mi maestro, al que honro en esta luna sagrada de noviembre, reconociendo el amor que transmite, reconociendo sus huellas, su humildad y su inocencia, en su ejemplo de humanidad y de espiritualidad… mis pies siguen tus huellas sabio amawta Hehaka Sapa… del camino sagrado y rojo de la Pachamama, hoy tu pueblo está de pie, tiene diferentes colores y somos de una sola nación, la uma-na… somos los hijos y las hijas del gran circulo de la vida…

 

alcenegroY allí estaba yo, de pie, en la cumbre de la más alta de las montañas, y abajo, a mi alrededor, se encontraba el círculo del mundo. Y mientras allí estaba contemple más de lo que puedo describir. Y comprendí mucho más de lo comprendido hasta entonces; pues veía de un modo sagrado la forma de todas las cosas en el Espíritu, vi la forma de todas las formas, como si todo estuviera unido, cual si fuera un único Ser.


Y contemplé cómo el círculo sagrado de mi pueblo era uno de los muchos que componen el Gran Circulo, amplio como la luz del día y como el fulgor de las estrellas en la noche; y en su centro crecía un árbol majestuoso y florecido, para cobijar a todos los hijos de una misma Madre y de un mismo Padre,y ví que todo aquello era sagrado.”
Alce Negro 

Jallalla gran maestro y sabio… que el único pueblo que somos todos los pueblos, que la única nación que es la humana vuelva de su somnolencia y despertemos… que recordemos quienes somos, hijos de una sola madre la Pachamama… hijos del Gran Espíritu.

Hermosa Luna Llena… de noviembre!

Jallalla

 

Luna Llena de Agosto: El corazón de la Luna

Hoy es luna llena, y una vez más nos volveremos a reunir en tribu, en nuestro pequeño clan  donde dejamos que las palabras nacen del corazón para explicar los misterios que guarda, a veces nos nacen cuentos, es de esta manera que hoy honrando esta luna de agosto, la luna del mes de la Pachamama, quiero compartir  este relato de la abuelita Phaxsi.
Sera verdad o no?, solo lo sabe el corazón.

El corazón de la luna

“Hace muchas eras, cuando la tierra era tan solo una estrella naciente que viajaba por el universo. Aquí, en su lugar, estaba otro planeta en el que habitaban seres de agua que así como nosotros, estaban en evolución. El espíritu de ese planeta se llamaba Phaxsi, era un ser femenino y amoroso,  pero ya era abuela, era  muy antigua  y su ciclo estaba pronto a terminar.

Cuentan que cuando llegó ese momento, en el que se encontraron, aquello parecía un cataclismo cósmico!!!, pero a los ojos del universo solo era un encuentro en el que la abuela luna cedía su lugar al naciente planeta, de alguna manera, le ayudaba a nacer. Dicen que hubo tanta luz cuando nació, que no se divisaba nada, hasta que de pronto todo entro en silencio y se calmó. Entonces, se pudo ver un planeta nuevo, joven, lleno de colores, de tierra y agua, pues la abuela luna, en su entrega, le dió no solo su lugar, también su cuerpo de agua, para que pudiera equilibrar con el fuego de su joven corazón.

Y de ella, de mama Phaxsi, no quedó nada más que el corazón amoroso de una abuela que observaba atenta como ese pequeño planeta llamado Pachamama, comenzaba a despertar. 

Dicen, que los habitantes de la luna, también cambiaron de plano, muchos se quedaron en lo etérico como guardianes de ese corazón, otros viajaron a través del universo y algunos decidieron venir con el agua, cayeron del cielo, dicen los abuelos,  y ahora son también hijos de la Pachamama que viven en lo profundo de los océanos, de ellos dicen, descienden las grandes ballenas y los delfines.

Desde entonces la abuela luna, Mama Phaxsi, como una awicha (abuela sabia), cuida y vela por la Pachamama,  como a una niña, le consuela y le enseña lo que ella aprendió, dicen que por su entrega se hizo hermana del Sol.

Esto lo sabían nuestros ancestros, y la llaman aún abuela, y en nombre de la Pachamama, como sus hijos, le reconocen, le agradecen, le honran cada vez que se ilumina de noche cuando muestra todo su corazón y dicen que es la maestra de las matronas, que ella enseña y ayuda a nacer, dicen que nos enseña sobre la entrega, sobre nuestras aguas, sobre nuestras emociones, dicen que cuando nosotras le reconocemos, ella nos muestra su corazón, nos enseña el servicio y la entrega al plan sagrado del universo….”

Feliz luna llena, hermanit@s del planeta… festejemos esta luna, con alegría, bañémonos con su luz, limpiémonos, sanemos y recordemos…

Jallalla!

Warawara -Neila Marquina
Mujer Medicina Amawtica · Wilumi · Guardiana de Misterios

abuluna

 

Solsticio y Luna llena 21 de Junio 2016

“Este día, para nuestros pueblos es el día fuera del tiempo, es el día 0, donde todo termina y todo comienza una vez más… Este día no tiene horas, no tiene minutos, todo se unifica y la tierra sagrada que es nuestra madre y el sol sagrado que es nuestro padre se encuentran… entonces se produce una vez más, el grande pacto de amor: SEGUIR ADELANTE…. y entonces todo vuelve a girar” (Warawara)

solsticio2016

Ya hemos pasado unos cuantos días desde el solsticio, casi una semana, fue un día especial un solsticio con luna llena, una hermosa luna solar, luna de oro que nos limpiaba con su amor.

Ese día se paró el mundo aunque nadie se diera cuenta, se detuvo el tiempo y todos los planos multidimensionales se hicieron uno. Ese día se abrió un gran portal, al que saltamos de la mano, muchos seres, dimos un gran paso, un salto cuántico!!! nos liberamos!!! y fue hermoso pues lo hicimos en tribu.

No se si por la emoción o por qué, no sentía la importancia de escribir ese mensaje hasta hoy.. que ya vamos en decreciente y la abuelita me pide que suelte este mensaje para que lleguen otros:

“Estando sobre una piedra en el Templo Rojo, la abuelita Luna me pregunto mientras miraba el fuego:
-Que has aprendido, waway?

-He aprendido que el fuego siempre arde, con sencillez, con sabiduría, con plenitud y plena libertad… soy fuego.
He aprendido, que la tribu siempre está, que libertad no impide que nos reunamos y nos encontremos…. soy la tribu.
He aprendido, que liberarnos no quiere decir quedarnos solos, que cuando soltamos lazos, es para abrir nuestras alas y encontramos en el cielo tocando lo sagrado….soy sagrada.
He aprendido que es en estos pequeños, momentos en los que el ego da paso al corazón, que la unión del cielo y la tierra nos permite transformarnos… tengo alas.
He aprendido… que amar es soltar, saltar, volar… soy esencia.
He aprendido… que lo que hay en mi corazón es un misterio… y que soy parte de él.

La abuela luna me respondió… -Hijita, eres presente, se libre y vuela.

Entonces me convertí en ave, y abrí mis alas y volé hacia la luna, bajo ese cielo azul del gran Solsticio, mientras mi madre sagrada Pachamama y mi padres Sagrado Tata Inti, un año más se daban su amor…”.

Gracias… Jallalla y feliz Mara Taka… un año más para ser esencias…

Warawara.

 

 

 

Luna creciente: Sanando nuestra soledad… El retorno de los clanes

Mensaje de la Luna Creciente del 12 de Junio 2016 · Preparándonos para el Solsticio

13394188_10209283126011199_642870464202859001_n

Nos hemos preparado para este momento, faltan pocos días para que nuestra abuelita esté en su plenitud. Este año la luna llena nos ilumina justo después del solsticio, esto es una señal del universo muy importante, pues anuncia un tiempo de elevación de la consciencia, un tiempo de saltos cuánticos y de mayor comprensión del mundo invisible, pues se abrirán las puertas del misterio para quienes estén preparados a recibir la información.

En los anteriores meses, la abuelita nos recordaba la importancia de seguir los ciclos del universo para atrevernos a renacer cuando llegue el momento. Nos impulsó a prepararnos para el Solsticio, a mimarnos y cuidar nuestra energía, a sanar nuestras relaciones con lo masculino, a atrevernos a hacer cambios en nuestra vida, siendo responsables de la energía que nos rodea, y sanar nuestras relaciones del pasado, todo esto como una preparación para este tiempo de elevación…

En una semana más la luna se iluminará completamente, casi coincidiendo  con el solsticio,  dos fechas que son muy importante celebrarlas.

Muchos de nosotros, somos seres índigos, algunos cristales y otros arcoíris, traemos una nueva vibración para la Madre Sagrada, traemos nuevos mensajes. Muchos de nosotros hemos nacido en hogares y lugares donde fuimos incomprendidos, nos rodeamos de personas que a veces nos veían como locos, pero en realidad por dentro, nos sentimos cuerdos en un mundo de locos, pues somos seres que trabajamos en silencio, y sabemos que somos parte de una gran tribu.

A veces es importante llamar a la tribu, acudir donde está ella, perdernos en su amor, pero otras veces como ésta, es importante que volvamos al Clan, que quiere decir esto?, que rehagamos nuestras familias espirituales, muchas de ellas no son grandes, es más son pequeñas, muy pocas personas casi contadas con los dedos de las manos, son aquellas con quienes compartimos el misterio, amig@s o herman@s  con quienes nos sentimos nosotros mismos.

Esta luna creciente nos alienta e invita a que volvamos a reunir a nuestro clan, que le dediquemos tiempo para honrarlo, no tienen porque ser de nuestra propio linaje sanguíneo, el clan son aquellas personas que comparten nuestro linaje espiritual.

Volver a reunirnos para “Celebrar la llegada de un nuevo Sol…”. No necesitamos grandes manifestaciones, ni grandes reuniones, ni formar parte de grandes montajes, la pachamama no es un Show, una ceremonia no es un espectáculo, no necesita de cámaras, ni anuncios, y a veces es un misterio.

El mensaje de la Luna Creciente es llamar a nuestro pequeño clan, poder reunir a estas pocas personas que sentimos que forman parte de nuestra vida, nuestra familia espiritual, y con ellos guardar la noche oscura en la que el sol se prepara para nacer hacia el 21 de Junio, y con ellos, festejar la llegada de la luz, de un nuevo sol que ilumina la Luna Llena de Junio, de un nuevo ciclo que comienza por trece lunas… 

Renunciemos a la soledad, ya se ha terminado el tiempo en que nos sintamos solos, abramos el corazón a esta familia espiritual y juntas de la mano, con un solo corazón, un solo palpitar esperemos la llegada de este nuevo tiempo.

Es así en pequeños grupos, donde el corazón puede abrirse y  puede comunicar sus mensajes, con confianza, con soltura, con amor. Así en nuestro pequeño clan,  es donde podemos escucharnos con el alma, a mirarnos a los ojos, a abrazarnos sin medir el tiempo, así siendo pocos la energía se multiplica, se eleva, vibra y conectamos con la Pachamama. 

Y si no has encontrado tu clan, sumate a otro o llámalos en lo invisible, porque están ahí en algún lugar fuera de tu ventana, sintiendo tu corazón, esperando que te atrevas, preparándose para encontrarse contigo.

Cada clan, tiene su color, su nota, su vibración, no ata, es libre lo que le une son los lazos del amor, de la libertad y del respeto. Cuando vuelven los clanes con sus hilos de colores, volvemos a tejer, ha llegado el tiempo, de comenzar el tejido sagrado de la Pachamama, el tejido de la Whipala, ha llegado el tiempo en que el pueblo de colores se vaya expresando!!!

Que el amor de la Pachamama pueda guiar vuestros encuentros, que la sabiduría de los guardianes de los cuatro templos les protejan y que esos clanes sean sostenidos por el amor cósmico-universal, para el cumplimiento del Plan Divino.

Jallalla!!

Warawara
Madre · Wilumi · Mujer Medicina · Guardiana de los Misterios Sagrados
Sacerdotisa de la Pachamama, Sacerdotisa Solar y Lunar.